Si en algo todos estamos de acuerdo, es que el fín último de nuestros aceites de oliva vírgenes extra, es la cocina. Desde tiempos inmemoriales, el aceite de oliva ha formado parte de todos nuestros hogares, siendo por ejemplo en la provincia de Jaén, un ingrediente básico en nuestras despensas.

El uso de una variedad de AOVE u otro, puede variar el resultado final del plato con el que se ha maridado, ya que el AOVE al ser un producto tan generoso, dona sus propiedades y virtudes al alimento que lo acompaña, y al contrario de lo que se piensa, el AOVE no roba protagonismo a los platos, sino que los potencia, en aromas y sabores.

En Oleícola Jaén, estamos trabajando en que los mejores establecimientos de hostelería de nuestra frontera, y más allá de ella, pongan en valor nuestro producto y los chefs se conviertan en expertos magos y embajadores del AOVE, ofreciendo a sus clientes lo más grande que la dieta mediterránea ha dejado en nuestra provincia. 

Para nosotros es un orgullo, que todos esos equipos de profesionales que se encuentran a cargo de reputados establecimientos hosteleros, elijan nuestro AOVE como emblema de calidad, confianza y buen hacer.

Un ejemplo, es el establecimiento de “ LOS MARINOS JOSÉ”, o más bien conocido como “el Templo de Los Mariscos”. Ubicado en Fuengirola, Málaga, los amantes de los productos del mar tienen una cita obligada en este establecimiento, y no deberían perderse por nada del mundo, el gran y magnífico espectáculo de poder ver el extraordinario surtido de exquisitos manjares marinos, que siempre se exponen en el local.

Fotografía de Gastronosfera

José Sánchez y su familia dirigen este peculiar establecimiento desde hace más de treinta años. Han conseguido la cadena perfecta, pues además del Restaurante, son propietarios de un Barco con el que cada día salen a pescar, y así es como consiguen que su pescado sea siempre fresco, ya que pasa directamente del mar a la cocina.

Para poder acompañar a tan suculenta oferta de Pescados y Mariscos, Los Marinos José dispones de una muy bien cuidada y nutrida bodega, que cuenta con más de 250 referencias de los mejores vinos del mundo.

Marcos, uno de los hermanos de la familia, nos preparó un exquisito “Tartar de atún rojo, maridado con wasabi y AOVE Frantoio”

Sasimi de Salmonete: Salmonetes frescos crudos abiertos sin espinas, donde se le aplica calor con un soplete para hacerle soltar la grasa del pescado. Después se adereza con aceite frantoio Oleícola Jaén con el jugo de las cabezas y espinas junto a una sal negra carbonizada.

El postre estrella del local  es la milhoja de hojaldre ¡¡impresionate!!

La amabilidad y profesionalidad de la familia Sánchez, con José atendiendo a los clientes y Pablo en cocina, aseguran una velada memorable. Sin duda todo un placer para los sentidos que os espera en:

Paseo Marítimo Rey de España, 161,

29640 Fuengirola, Málaga

Teléfono: 952 66 10 12


Source: OLEICOLA ANTIGUO